LA REPRESENTACION DEL TERRITORIO

Hablar de territorio implica, para empezar, la idea de posesión. Un territorio es una porción de algo que es de alguien, y que ese alguien considera de su propiedad. En ese sentido, la fotografía es un territorio en si misma: lo que yo fotografío queda encerrado en un encuadre decidido por mí. Por lo tanto, esa porción de realidad la siento un poco mía, y me siento con derecho a reclamarla como mi territorio. Aunque lo que se ve en la imagen no sea estrictamente real ni esté hecho por mí, aunque se termine diluyendo ante la mirada apropiadora de los demás (que también territorializa), es mi selección de la realidad.

El territorio es un lugar; es un cuerpo; es una idea con la que nos sentimos cómodos… La fotografía lo señala, lo aísla y lo exalta. A la vez, lo comparte. Esa ambigüedad enriquece, y delata que no estamos ante un territorio real, sino ante una representación, ante un símbolo. Como nos dijo Daniel Merle: la fotografía puede ser la herramienta adecuada para evocar ese símbolo del territorio (cualquiera sea) y fijarlo en un instante, fingir un territorio inalterable y eterno.

Luis Paredes

Consideremos la imagen de portada, en la que Olafur Eliasson presenta una serie de horizontes del paisaje nórdico, montados uno junto al otro, lo que configura una lista de las posibilidades geomorfológicas del territorio. No es la idea demostrar destrezas expresivas, sino capturar los constantes cambios de la naturaleza, detenidos por el acto fotográfico. Y la decisión de mostración de Eliasson convierte esos cambios, acumulados y desplegados, en un nuevo territorio: el suyo.

A fines de los años 60, comenzó a desarrollarse en EEUU una forma de arte que, en realidad, tenía milenios de preparación. Emparentando este antecedente histórico con el conceptualismo y el minimalismo, el Land art apuntaba a aumentar la conciencia de la relación entre el ser humano y el mundo natural, a través de intervenciones en el paisaje. Construcciones y obras artísticas de formas variadas, desde volcanes y cursos de agua redirigidos, hasta intervenciones en pequeña escala como huellas en el suelo, el Land art fusionó elementos encontrados en la naturaleza con la fuerza creativa del artista; empujando así las ideas de límite, de espacio conseguido, y de propiedad.

Land Art: Andy Goldsworthy

Pero, dijimos, no es territorio únicamente la extensión de terreno; más teniendo en cuenta la infinidad de cambios que ha sufrido la noción de territorio en la historia. Es territorio un paisaje, un entorno rural, un entorno urbano, un mundo globalizado? Es un no-lugar territorio, si es de todos y de nadie a la vez, y si con los años ha pasado casi a elevarse a “lugar” por derecho propio? O es territorio todo lo que decidimos que está separado del resto por nuestra propia decisión, por nuestra instintiva necesidad de apropiación?

Y, en cuanto al medio fotográfico: existe un territorio para la fotografía? Cuáles son sus límites, y cuáles de ellos son traspasados? En esta edición del Nano hemos agregado una convocatoria no fotográfica: video. Con esa decisión, podemos haber extendido nuestro territorio, o podemos haberlo violentado: con la intención de dominar un área creada por nosotros, quizás logremos escaparnos de su límite autoimpuesto. De eso se tratan las rupturas, las maduraciones. Quizás el territorio esté ahí para ser cuestionado, y sea ésa su función más trascendente.

Sophie Ristelhueber

Por último, pero abriendo una línea: la posibilidad de ampliación de la idea de territorio en el campo de lo simbólico saca al arte de sus, valga la redundancia, territorios establecidos, y nos enfrenta a nuevas experiencias, que nos incluyen como parte de la ecuación. Qué rol tenemos nosotros en estas definiciones espaciales?  De qué manera marcamos territorio, o somos territorio? Relacionamos al territorio con la disputa colonizadora o con los espacios logrados? Podemos sentirnos privilegiados con nuestros territorios, cualesquiera que sean. Pero también, nuestras acciones artísticas suman a lo utópico la alarma silenciosa de la disfunción que viene por añadidura, y que representa a futuro una nueva posiblidad de ruptura.

 

Las 4 convocatorias 2017 abrirán del 1 al 22 de mayo, de manera simultánea. Durante ese período podrán subir el material para participar en la convocatoria masiva, Territorio; en el Homenaje a Oscar Bony; en Nano Busca un Autor y en la nueva convocatoria de video, Cuerpo.

Llegada la fecha haremos públicos los links de carga de material.

2017-04-13T18:44:49+00:00

About the Author:

Imagen de perfil de Rodrigo Vives

Leave A Comment